Organizaciones de la Red Justicia Fiscal de Centroamérica, Panamá y República Dominicana crean plataforma regional para promover equidad tributaria y desarrollo inclusivo

Santo Domingo, 27 de mayo del 2014. Alrededor de doce organizaciones que conforman la Red Justicia Fiscal de Centroamérica, Panamá  y República Dominicana suscribieron hoy la Declaración de San Salvador sobre Justicia Fiscal, debido a los altos niveles de pobreza, desigualdad social y marginación que existe en  la región.

A continuación replicamos la declaración integra:

 Conscientes de:

Que los altos niveles de pobreza, desigualdad social y marginación que enfrentan las sociedades de la región centroamericana que se reflejan en bajos estándares de calidad de vida y una muy pobre atención a la integralidad de todos los derechos humanosde los pobladores de la región son producto, entre otros, del bajo nivel de inversión social de los Estados; de la debilidad estructural de las instituciones; del establecimiento y preservación de un modelo económico excluyente, que tiende al mantenimiento del status quo; de la existencia de regímenes políticos clientelistasy con escasa participación ciudadana; así comola injusta distribución de la riqueza.

Conocedores de:

Que la situación fiscal de los Estados de la regiónse caracteriza por: la insuficiente disponibilidad de recursos provenientes de bajas cargas tributarias, producto del establecimiento deimpuestos indirectos, regresivos e inestables por naturaleza,creados para que el financiamiento de los programas de gobierno se sustente en la población en general, a pesar que la mayoría se encuentra en situación de pobreza;la existencia de privilegios tributarios dirigidos a favorecer a los habitantes de mayores recursos y evitar su contribución en el financiamiento de los gastos sociales; los altos niveles de discrecionalidad y corrupción en la ejecución del gasto del Estado, lo que limita la eficacia de sus acciones para favorecer a los grupos más vulnerables; la falta de una eficaz planificación de largo plazo, que permita formular adecuadamente los objetivos concretos de crecimiento y desarrollo.

Advertidos de:

Que el problema de justicia fiscal de los países de la región también es ocasionado porla falta de recursos financieros, producto de la erosión de la base gravable del impuesto sobre la renta (ISR), especialmente la realizada por empresarios poderosos y elites económicas que aprovechanla existencia de las vacíoslegales,prácticas de evasión y elusión tributaria, planificación tributaria agresiva y lavado de dinero; desplazamiento de ganancias hacia paraísos fiscales que se especializan en condiciones de opacidad;incapacidad de las administraciones tributarias para lograr una mejor tributación de estos grupos empresariales; y la práctica estatal de otorgar privilegios tributarios.

Convencidos de:

Que únicamente mediante la inversión en la atención de los derechos humanos, civiles, políticos, económicos y sociales de los pobladores de la región; en la construcción de bienes públicos; y en el fortalecimiento de la capacidad institucional,se podrá potenciar a los países deCentroamérica hacia un mejor futuro y la construcción de sociedades más dinámicas, justas, equitativas,incluyentes, y que incentiven el crecimiento económico y el desarrollo general.

Han decidido suscribir la presente:

Declaración de San Salvador sobre Justicia Fiscal

En los siguientes términos:

  1. Acordando que Justicia fiscales la condición que alcanza una sociedad cuando los recursos financieros de que dispone el Estadoque han sido obtenidos por medio del funcionamiento y eficiente administración de un sistema tributario justo, progresivo y sin privilegios, son utilizados parafinanciar, en forma transparente, sin prácticas discrecionales u opacas, la atención de los derechos humanos, políticos, civiles, sociales y económicos de los habitantes de una sociedad, especialmente de los sectores más vulnerables, logrando de esa forma promover la mejora general de la calidad de vida, así como una sociedad equitativa e incluyente; ypara financiar la creación de bienes públicos e infraestructura productiva que potencie la capacidad del Estado, en un entorno de protección y conservación del medio ambiente.
  2. Las organizaciones participantes nos comprometemos a mantener un seguimiento estrecho de la situación fiscal, económica, social, política y civil de las sociedades centroamericanas, denunciando permanentemente las prácticas y acciones que menoscaben la justicia fiscal de la región, entre las que se incluye la utilización de paraísos fiscales para desplazar ganancias y evitar el pago de impuestos, indispensables para financiar el desarrollo regional.
  3. Los miembros de la Red hemos establecido, a partir de la fecha, un Observatorio Regional de Centroamérica y República Dominicana  de Justicia Fiscal, con el propósito de evaluar de manera permanente la situación de los ingresos tributarios, su comportamiento, eficacia y eficiencia administrativa; el comportamiento de la deuda, la cual debe gestionarsede forma sostenible y, en exclusivo, para mejorar las condiciones de vida de los ciudadanos, priorizando los grupos excluidos, así como para incentivar las capacidades productivas de las Repúblicas de la región; y la transparencia en la ejecución del gasto, el cual, prioritariamente, debe estar dirigido alcumplimiento de los derechos constitucionales de los habitantes de la región centroamericana.
  4. Las organizaciones participantes nos comprometemos a crear una plataforma de capacitación permanentepara contribuir al conocimiento de los problemas fiscales y tributarios por parte del ciudadano común, el cual debe aprender a conocer sus derechos y obligaciones para exigir a los gobernantes el cumplimiento de la ley e incidir en la promoción de los cambios que permitan alcanzar la justicia fiscal.
  5. La Red de Centroamérica y República Dominicana de Justicia Fiscal avanzará en la realización de alianzas estratégicas con redes, instituciones y organizaciones nacionales, regionales, internacionales, así como bilaterales o multilaterales, que contribuyan a fortalecer sus capacidades en la lucha por alcanzar la justicia fiscal de la región.

Dado en la ciudad de San Salvador, Centroamérica, a los veintisiete días del mes de mayo de dos mil catorce.

 

27 mayo 2014 |

Los comentarios están cerrados.